Alves y Compañía (José Maria Eça de Queirós)

… Aquella mañana, Godofredo da Conceição Alves, acalorado y jadeante porque había venido a toda prisa desde el Terreiro do Paço, abría la puerta de bayetón verde de su despacho en un entresuelo de la Rua dos Doradoures, cuando el reloj de pared instalado detrás de la mesa del contable daba las dos, con el lúgubre tono al que los bajos techos del entresuelo infundían una sonoridad profunda y lastimera…

* Traducción: Javier Coca y Raquel R. Aguilera
* Editorial: Alba

El libro de la señorita Buncle (D. E. Stevenson)

… Una magnífica mañana de verano el sol asomó la nariz entre las colinas y dirigió su mirada al valle de Silverstream. En realidad, a esa hora tan temprana no había mucho que ver, más que las vacas de la granja de los Doce Árboles en los prados de la orilla del río, que iniciaban lentamente el regreso a los establos para que las ordeñaran. Eran todavía sombras muy oscuras, raras y desgarbadas, como dibujos de monstruos prehistóricos que pisaran la hierba exuberante…

* Traducción: Concha Cardeñoso Sáenz de Miera
* Editorial: Alba

Agnes Grey (Anne Brontë)

… Todas las historias verdaderas contienen una enseñanza aunque en ocasiones el tesoro sea difícil de encontrar y, una vez encontrado, resulte tan insignificante que el fruto seco y arrugado apenas compense el trabajo de romper la cáscara. Sea o no éste el caso de mi historia, no soy la persona más apropiada para juzgarlo…

* Traducción: Menchu Gutiérrez López
* Editorial: Alba

 

Norte y Sur (Elizabeth Gaskell)

—¡Edith! —susurró Margaret con dulzura—. ¡Edith!
Pero Edith se había quedado dormida. Estaba preciosa, acurrucada en el sofá del gabinete de Harley Street con su vestido de muselina blanca y cintas azules. Si Titania se hubiese quedado dormida alguna vez en un sofá de damasco carmesí, ataviada con muselina blanca y cintas azules, podrían haber tomado a Edith por ella…

* Traducción: Ángela Pérez
* Editorial: Alba

Un oscuro fin de verano (Inger Wolf)

… La planta, blanca y venenosa, se extendía como un abanico por el pecho desnudo de la joven. A la luz incipiente de la mañana, aún espejeaba el rocío en los esbeltos tallos salpicados de rojo, que una ligera brisa agitaba con suavidad. A unos pasos de allí, un setter irlandés levantó la cabeza castaña de entre la hojarasca y olfateó en un intento de distinguir los diferentes olores del bosque. Uno de ellos no acababa de encajar en el entramado de aromas que tan bien conocía, de modo que avanzó vacilante hacia lo que había atraído su atención. La mujer yacía al raso, en medio de un claro que formaba una barrera natural entre las altas hayas y una pequeña parcela ocupada por una densa plantación de pinos. Brazos y piernas se abrían sobre un estrato de hojas caídas, helechos, boletus y balsamina marchita; así, con los ojos vueltos hacia el cielo, parecía soñar despierta…

* Traducción: Blanca Ortiz Ostalé
* Editorial: Alba

Publicado en: Alba, Dinamarca, Inger Wolf. Opina

Wilson, el Chiflado (Mark Twain)

Di la verdad o miente, pero cógele el truco.
Almanaque de Wilson, el Chiflado

El escenario de esta crónica es el de la ciudad de Dawson’s Landing, en Mississippi, del lado de Missouri, a media jornada en vapor al sur de St. Louis…

* Traducción: Inés R. Sáenz
* Ilustraciones: Jordi Sales i Roqueta
* Editorial: Alba

David Copperfield (Charles Dickens)

… Si llegaré a ser el héroe de mi propia vida u otro ocupará ese lugar, lo mostrarán estas páginas…

* Traducción: Marta Salís
* Editorial: Alba

Ethan Frome (Edith Wharton)

… Me contaron esta historia varias personas, poco a poco y, como suele suceder en tales casos, cada vez era una historia distinta.
Si conoce usted Starkfield (Massachusetts), sabrá dónde queda la oficina de correos. Si conoce usted la oficina de correos, habrá visto a Ethan Frome llegar, soltar las riendas de su bayo de lomo hundido y cruzar cansinamente la acera de ladrillo hasta la columnata blanca: y seguro que se ha preguntado quién era…

* Traducción: Ángela Pérez
* Editorial: Alba

Gente de letras

Ésta es una recopilación de comienzos de libros, tanto clásicos como contemporáneos, seleccionados según nuestros gustos. Esperamos que coincidáis con ellos en al menos un 90%.

Atentamente...

Fer, Paula, Xavier e Irina